Jessica se deshizo de 2 hábitos y perdió 80 kilos – Mira el impactante cambio después de 1 año

Apenas hace un año y medio la vida de Jessica Benitez era totalmente diferente a la que lleva hoy. Todos los días comía comida rápida y pasaba horas acostada en su sofá mirando televisión.

“Todo lo que hacía era comer, ir al trabajo e mirar series”, cuenta Jessica.

¡A la edad de 19 años pesaba 145 Kilogramos! Fue entonces que decidió que haría un cambio radical en su vida.

La obesidad no es un problema sólo de apariencia, lo que en verdad está en riesgo es la salud de quienes la padecen y, si bien puede llegar a ser muy difícil cambiar los hábitos y mejorar nuestra vida, la realidad es que no es imposible. Historias como esta lo demuestran, es por ello que hemos decidido contarla aquí.

Jessica sabía que si iba a bajar de peso debería hacer un cambio radical en su vida, lo primero que hizo fue dejar atrás las comidas rápidas, les dijo adiós para siempre.

Después, literalmente, dejó su sofá y las series de televisión y comenzó a buscar videos de entrenamiento en Youtube.

Fue a inicios de 2016 cuando empezó a ejercitarse. Debido al miedo y la vergüenza evitaba los gimnasios y realizaba sus rutinas en casa. Hoy, sin embargo, el gimnasio se ha convertido en su lugar favorito, es un sitio que para Jessica significa felicidad y alegría.

Cada día entrena un promedio de dos horas, y la realidad es que los cambios en su cuerpo y su salud son notorios a simple vista.

Jessica

”Me falta mucho, pero estoy muy orgullosa conmigo misma hoy en día” ha compartido ella en sus redes sociales, en donde documenta su increíble viaje hacia la salud y el bienestar personal.

”Mi nombre es Jessica y tengo 21 años”, escribió hace poco en Instagram, ”…mido 162 centímetros y he perdido 80 kilos cambiando mi comida y entrenando. Empecé en 145 kilos y por el momento peso entre 60-70 kilos”.

”Habían y todavía hay obstáculos en mi camino, pero así es de vez en cuando y simplemente hay que manejarlo. ¿Esto hace que me rinda? ¡NUNCA!”, continúa la joven.

“Nadie creía que yo iba a llegar donde estoy hoy. Yo era tímida, pero ahora mi autoestima está más fuerte, tengo tanta energía… Es una locura la cantidad de energía que tengo para hacer cosas ahora, en comparación con antes”, dice Jessica demostrando que su transformación no ha sido sólo física.

Compartiendo su historia, esta joven espera convertirse en inspiración para muchos otros que no saben cómo salir de un círculo viciosos de malos hábitos, para aquellos que temen al ejercicio. Sabe que si ella lo logró, cualquiera puede hacerlo.


Comparte esta increíble historia con la esperanza de inspirar a alguien más a cambiar su vida para bien. La salud es nuestra posesión más valiosa, es responsabilidad de cada uno de nosotros mantenerla o mejorarla.

No hay cuerpo imposible, sino mente incapaz.

Recuerda apoyarnos con un Me Gusta. ¿Tienes una historia similar? Déjanos tus comentarios.